Édgar Rodríguez H.

Se dice que…

Al Desnudo

Édgar Rodríguez H.

Los ataques infundados y fuera de lugar que los regidores capitalinos afines al proyecto político que tiene como objetivo reconquistar para el Otro PRI la gubernatura del estado, Nicolás Contreras Cortés y José Alberto Partida Valencia, lanzaron en contra del líder indiscutible de la carrera por la nominación del candidato del PRI a la gubernatura del estado, Federico Rangel Lozano, en el marco de su Segundo Informe de Gobierno, fueron planeados por bien identificados líderes del Otro PRI que respaldan al delfín de Peña, Videgaray, saboteando de paso al único panista lo suficientemente competitivo como para inaugurar la alternancia en Palacio de Gobierno el 1 de noviembre de 2015: el alcalde de Manzanillo, Virgilio Mendoza Amezcua.

*Sin que viniera a cuento, el mozo de estribos del también regidor otro priista Pedro Peralta Rivas, José Alberto Partida Valencia, se puso a comparar melones con sandías al exponer logros del alcalde de Manzanillo, Virgilio Mendoza Amezcua, “quien sí está realizando un gobierno eficiente a favor de los ciudadanos”, lo que desde su populista y maniquea perspectiva se acredita con 20 camiones que transportan diariamente a estudiantes porteños de sus domicilios a la escuela -“imaginen lo que se ahorraría en nuestro municipio con una acción así”- 35 mil uniformes y varias casas habilitadas para quienes se desplazan a estudiar a otros municipios.

*La muy limitada regidora cetemista, Socorro Carrillo Rivera, no tuvo la capacidad de poner en su lugar a sus pendencieros compañeros de cabildo, Contreras Cortés y Partida Valencia, empezando por denunciar tan burda maniobra orquestada por quienes ya ven en las boletas electorales del domingo 7 de junio de 2015 al priista Federico Rangel Lozano y al panista Virgilio Mendoza Amezcua, disputándose la gubernatura de Colima.

*Federico Rangel Lozano cree en un gobierno eficaz, transparente, responsable y confiable, que actúe bajo el predominio de la ley, con base en el desarrollo sostenible, “que genere condiciones de una sociedad libre, abierta y participativa”.

*Sin más mérito que el de ser pareja sentimental de la senadora priista Itzel Ríos de la Mora, relación personal que tanto presume en las redes sociales a las que es muy afecto, Ernesto Pasarín Tapia fue nombrado delegado en Colima de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales del gobierno federal, cargo en el que ha evidenciado su inmadurez, incompetencia y superficialidad, en detrimento de lo que debe cuidar y proteger. Por funcionarios como él Colima y el país están como están.

*Para vacunarse contra la remoción que se le venía encima, el todavía presidente de la Fundación Colosio en el estado de Colima, José Juan Rodríguez García, le declaró al periódico del Otro PRI que el subsecretario de los televisores digitales de SCT, José Ignacio Peralta Sánchez, tiene que ser el candidato del PRI a la gubernatura de Colima 2015-2021, dizque porque “hemos visto el trabajo arduo que ha desempeñado desde el cargo federal”. Después de tan objetiva e imparcial definición, si lo corren, alegará represalias por haberse abierto de capa a favor de quien ya no encuentra de donde colgarse.

*El domingo anterior inició el “Tercer Festival Navideño Magia y Tradición” organizado por el Ayuntamiento de Colima y el DIF municipal, que con actividades simultáneas en los tres principales jardines del centro de la ciudad, así como en colonias, barrios y comunidades durará hasta el viernes próximo. Su propósito es fortalecer la unión familiar en esta época decembrina.

*Asustones.- Se escandalizan porque en el estado de México el 90 por ciento de las grandes obras le han sido asignadas a la constructora Higa propiedad de Juan Armando Hinojosa Cantú, generoso señor que ha pagado el favor con ostentosas cuan multimillonarias residencias para connotados peñistas, pero callan los mismos abusos de poder cometidos en Colima para favorecer al cártel de la construcción prohijado en el silveriato y fortalecido en el anguianato.

Comentarios

Notas Relacionadas