Dan 430 años de cárcel a multihomicida de mujeres

 

Pedro Payán Gloria, apodado El Pifas, fue sentenciado a 430 años de cárcel al encontrarlo culpable de los delitos de homicidio, trata y delincuencia organizada en perjuicio de 11 mujeres desaparecidas en la zona Centro de Ciudad Juárez y cuyos restos óseos fueron encontrados en el arroyo El Navajo.

Por el asesinato de cada una de las 11 víctimas se le impusieron 30 años de cárcel, que es la pena mínima prevista por la legislación del estado de Chihuahua para esa conducta delictiva. Sumando un total de 330 años de prisión.

Por el ilícito de trata se le condenó a 99 años de prisión, nueve años por cada víctima. Además se le condenó a un año más de encierro por delincuencia organizada.

También fue condenado a pagar más de 300 mil pesos a favor de Gobierno del Estado por los gastos generados en el proceso de identificación y entrega de restos así como los traslados de las familias de las víctimas y de los restos.

Así como indemnizar con 480 mil 354 pesos a los familiares de las 11 víctimas.

La sentencia fue notificada por escrito ayer a los agentes del Ministerio Público (MP) a cargo del caso, a la abogada defensora y al propio Payán, quien se encuentra recluido en el Cereso 3 de Ciudad Juárez purgando otra sentencia emitida en su contra en octubre del 2015 por los crímenes de Jusalet Alejandra de la Cruz Lucio y Nancy Gómez Farías.

En el caso de Jusalet y Nancy, que corresponde al juicio oral 72/15, “El Pifas” fue condenado a 64 años de prisión.

En el juicio oral correspondiente a las 11 víctimas, el fallo condenatorio se emitió el pasado 29 de septiembre.

Comentarios

Notas Relacionadas