Geraint Thomas, nuevo líder del Tour de Francia.

Francia

El esperado ataque del equipo Sky en la alta montaña se hizo realidad, en que arrebató al liderazgo de la prueba a Greg Van Avermaet. Pero el heredero de la casaca amarilla no fue el tetracampeón Chris Froome, sino su compañero Geraint Thomas, que se adjudicó la etapa 11.

El británico quedó primero con un minuto y 25 segundos de ventaja sobre Froome, quien figura segundo.

Thomas atacó en el último de los cuatro puertos de montaña que registró esta etapa breve pero durísima. En el último kilómetro pasó a Mikel Nieve, quien se había fugado, y cruzó la meta con 20 segundos de ventaja sobre Tom Dumoulin, quien llegó segundo.

Froome cruzó tercero, apenas detrás de Dumoulin, que trepó al tercer lugar en la general, a 1.44 de Thomas. Froome procura igualar el récord de cinco triunfos en el Tour que comparten Jacques Anquetil, Eddy Merckx, Bernard Hinault y Miguel Induráin.

Van Avermaet, que lucía la casaca de líder desde que su equipo BMC ganó una contra reloj en la tercera etapa, perdió contacto con el pelotón de punta promediando el tramo y llegó muy retrasado.

Si bien hubo numerosos ataques a lo largo de los 108.5 kilómetros (67 millas) de la etapa, Sky mantuvo el control de la prueba y neutralizó metódicamente a todos los fugados antes de que Thomas lanzase su ataque final a seis kilómetros de la meta.

Esperábamos estos ataques”, dijo Thomas. “Cuando se despegan, no es nada lindo verlos alejarse, pero confiamos en nuestras fuerzas e hicimos una buena carrera”.

 

Comentarios

Notas Relacionadas