Fortalecer valores en la niñez, objetivo de “Verano Feliz en Casa del Hule”: Abaroa.

Infoecos/Colima

En un ambiente de gran fiesta, se llevó a cabo la clausura del curso “Verano Feliz en Casa del Hule” que la fundación Romero Abaroa impulsó durante 15 días de manera gratuita, en beneficio de niñas y niños, quienes disfrutaron de dinámicas, juegos, actividades manuales, danza, deportes y visitas guiadas.

María Elena Abaroa, vicepresidenta de la Fundación Romero Abaroa, encabezando la clausura, expresó que la Casa del Hule es la casa de todos, de quienes quieran encontrar un espacio para el aprendizaje, la reflexión, la capacitación, pero sobre todo, para que puedan adquirir las herramientas que les permitan fortalecer su desarrollo individual y familiar.

Agradeció a mamás, papás y tutores, “por la oportunidad que nos dieron de dar atención, cariño y amor a sus hijas e hijos, porque aprendimos de cada uno de ellos y porque nos permitieron sembrar esa semilla que estamos seguros dará sus frutos”.

Enfatizó que cada acción que emprende la Fundación Romero Abaroa en beneficio de la población, es realizada con amor al servicio y con la gran voluntad de ayudar a otros.

La vicepresidenta explicó que durante estas dos semanas se impartieron pláticas de valores a través de dinámicas divertidas que les permitieron no sólo aprender, sino también practicarlos, además, dijo, se fomentaron actividades para desarrollar sus habilidades y aptitudes como fue el dibujo, moldeo con barro, danza, elaboración de cámara fotográfica y deportes.

Asimismo, destacó que se llevaron a cabo visitas guiadas como fue al periódico Ecos de la Costa, al Museo Universitario de Artes Populares “Ma. Teresa Pomar”; a la galería Casa del Catrín y a la empresa Casa Blanca, donde tuvieron la oportunidad de disfrutar momentos de aprendizaje.

Agregó que también contaron con un cuentacuentos, Elías Hernández Castillo, quien los llevó por lugares imaginarios al momento de relatar historias; otra de las actividades, mencionó, fue los juegos tradicionales, que les permitieron disfrutar y conocer diversas formas de divertirse.

En el evento de clausura estuvieron presentes papás, mamás, abuelitas y abuelitos de las niñas y niños, quienes agradecieron esta oportunidad que tuvieron sus hijas e hijos de divertirse, pero sobre todo, de aprender.

 

Comentarios

Notas Relacionadas