Diálogo, crítica y acuerdos, a favor de Colima: Indira.

Infoecos/Colima

La diputada electa por el Segundo Distrito federal y futura delegada estatal en Colima del gobierno que encabezará Andrés Manuel López Obrador, Indira Vizcaíno Silva, adelantó que habrá diálogo, crítica y acuerdos con el gobierno de Ignacio Peralta, teniendo como objetivo principal el beneficio de los colimenses y dejando de lado la política electorera.

En entrevista con el director del Ecos de la Costa, Manuel Agustín Trujillo Gutiérrez, la exalcaldesa de Cuauhtémoc rechazó que la figura de delegación estatal tenga una óptica política, sino que responde a la confianza de Andrés Manuel López Obrador, por lo que fueron elegidos sólo aquellos en quienes el futuro presidente podrá depositar su confianza para desarrollar un trabajo íntegro.

“Más que pensar en perfiles políticos, porque algunos fueron candidatos a gobernadores, creo que no debemos verlo así. ¿Cómo va a ser en Colima? Pues va a ser con un trabajo conjunto con la sociedad, con los otros actores políticos, con las otras autoridades, llámense alcaldes, gobernador o, inclusive, legisladores”.

Vizcaíno Silva adelantó que su trabajo en la delegación estatal no será político ni electoral, sino que buscará cristalizar en el estado el proyecto de nación de Andrés Manuel López Obrador.

Sostuvo que quienes figurarán como delegados estatales siempre han mostrado una apertura al diálogo, por lo que si hay un rechazo es principalmente de los gobernadores, como fue en el caso de Jaime Rodríguez Calderón, El Bronco, gobernador de Nuevo León, y Dante Alfaro, gobernador electo de Jalisco.

“Eso no depende de Andrés Manuel; depende de la visión que cada gobernador esté planteando. Nosotros, la única instrucción que hemos tenido es desarrollar un diálogo de manera conjunta, conciliadora y de manera coordinada con el gobernador que le toca a su estado”.

 

¿DESAIRE A IGNACIO PERALTA?

En relación a su inasistencia a la reunión con diputados federales electos y el Gobernador para analizar el tema del Presupuesto de Egresos de la Federación, Indira Vizcaíno justificó su ausencia y aclaró que habló con Ignacio Peralta al respecto.

“Yo me comuniqué vía telefónica con el Gobernador y me disculpé precisamente porque no me fue posible asistir a ese desayuno. Sin embargo, lo que planteé con él por teléfono, y lo que vamos a mantener y hemos hecho siempre, es la disposición de trabajar de manera conjunta para beneficio de los colimenses”.

Vizcaíno Silva acotó, sin embargo, que también habrá la convicción de ser críticos y señalar todo aquello que no se esté haciendo en función de mejorar la calidad de vida de los colimenses, como a su vez el mismo Ejecutivo podría ser crítico del trabajo que realice la delegación estatal.

La diputada electa por el Distrito II mencionó que en cuanto asuma la función como delegada estatal, se trabajará para materializar el proyecto de nación de Andrés Manuel, pero también escuchar a los ciudadanos y atender las principales necesidades que tiene.

“Para poder esto unificarlo con el proyecto de nación, y que lo que se pretenda hacer desde el Gobierno federal, sí venga a solucionar realmente los problemas de cada entidad”.

 

RECURSO UNIFICADO

Referente a si el recurso federal se ejercerá directamente desde la delegación estatal, Indira Vizcaíno puntualizó que hay una gran duda por parte de los gobernadores porque no se ha especificado, a detalle, cómo va a ser la manera en que se va a estar operando.

“Yo te puedo decir que deben estar tranquilos y que deben de tener confianza. Ya lo dijo Olga Sánchez Cordero: no tienen de qué preocuparse ni los estados ni los municipios en razón de sus recursos. Las participaciones federales, el pacto federal es clarísimo: el dinero que llegue a los estados y los municipios, seguirá llegando de acuerdo a sus participaciones y lo seguirán utilizando de acuerdo a sus propios planes y programas”.

Vizcaíno Silva explicó que lo único que cambia es que en lugar de 50 0 60 delegados en un estado, habrá solo uno, que estará haciendo las mismas funciones que hacían estos 60, sin afectar los programas y presupuestos que se manejaban como parte de las acciones de gobierno.

Consideró que no debe haber un rechazo automático sólo porque es distinto a lo que la clase política está acostumbrada, pues precisamente lo que se busca es la austeridad con la reducción de la alta burocracia, así como un ahorro significativo en arrendamiento de espacios, ya que el Gobierno de la República tiene lugares que son subutilizados.

“Otro objetivo es la concentración de los recursos federales para una mejor fiscalización. Yo insisto: cuando tú tienes tan dispersos los programas esto se convierte en una coladera; no te das el tiempo para identificar dónde se están cometiendo actos de corrupción (…), y al concentrar la información es mucho más sencillo fiscalizarla y garantizar que el dinero llegue a donde debe de llegar”.

Un tercer punto, expuso Indira Vizcaíno, es la interlocución, pues se trata de que haya un enlace directo con el Presidente de la República, por lo que es para darle información inmediata, clara, específica de lo que sucede en el estado, y así tomar decisiones informadas y en el menor tiempo posible.

“Estos son los principales objetivos de las delegaciones estatales. Y no los objetivos políticos. El objetivo es eficientar la manera en cómo se toman las decisiones y garantizar que el recurso público se ejerza de mejor forma en beneficio de la población”.

Precisó que la estructura que se contempla es la de 32 delegados estatales, uno por cada entidad federativa y aproximadamente 264 delegados regionales; en el caso de Colima, habrá dos delegados regionales, uno para la zona metropolitana de Colima, Comala, Cuauhtémoc, Coquimatlán y Villa de Álvarez, y otro para la zona que integran los municipios de Ixtlahuacán, Minatitlán, Manzanillo, Armería y Tecomán.

De igual forma, explicó que habrá más de cien delegados indígenas en todo el país y a Colima le corresponderá uno, que atenderá a todo el sector indígena del estado, pues el objetivo es dar una atención especializada a este sector tan marginado y discriminado.

 

“2021 PESA PORQUE TENGO QUE DAR RESULTADOS”

Indira Vizcaíno afirmó que la política se ejercerá de una manera que permita alcanzar la estabilidad y no desde una óptica electorera, por lo que aseguró que el 2021 pesa sólo en función de que debe entregar los resultados que la población demanda.

“De aquí al 2021 serán tres años en los que seguramente se hará un corte y tendremos que demostrar que tenemos la capacidad para dar los resultados que los colimenses se merecen. Sólo en función de eso pesa y no pesa en relación con los procesos electorales”.

Enfatizó que no se puede trabajar en un objetivo que apenas va a empezar y pensar, de manera simultánea, en algo que va a pasar dentro de tres años, lo cual consideró sería un grave error.

“Cuando haces tu trabajo lo mejor que puedes en lo individual y con tu equipo, se ven cuáles opciones son las que se presentan. Pero no puedes trabajar en algo que ni siquiera empieza pensando en lo que sigue porque, entonces, no vas a servir para ninguna de las dos cosas. Mi objetivo es, ahora, hacer mi trabajo lo mejor que pueda, y lo he hecho en las oportunidades que he tenido de ser servidora pública”.

 

Comentarios

Notas Relacionadas