Alfonso Polanco Terríquez

SOCIEDAD DEL CONOCIMIENTO

De todo un poco en el 2020

PRI Colima. De mal en peor. Kike Rojas declara contar con cerca de 21 mil priistas, producto de que lograron cerca de siete mil nuevos ciudadanos que se inscribieran a este instituto político, sino contarían con 15 mil militantes.



En el último año del gobernador, Fernando Moreno, este partido contaba con más de 120 mil priistas. ¡Gran trabajo de Kike! Se habla de que, próximamente, cuatro o cinco expresidentes del CDE Colima harán su anuncio de que dejan su partido en el que militaron y dirigieron: ¿Quiénes? Tienen una excelente estructura y el poder, pese a contar con fuertes detractores, más de adentro que fuera.



PAN Colima. En este partido lograron comprender que su desunión los llevó a perder simpatía con la población, sus diversas corrientes, por lo menos ante los medios de comunicación, han mostrado que están unidos. Esta institución política cuenta con el mismo problema que los priistas, la ciudadanía está molesta por haber sido parte de la corrupción y que sus diputados locales en la pasada legislatura hayan hecho hasta lo imposible para proteger y dar impunidad a quienes saquearon el erario público de la entidad.



Movimiento Ciudadano Colima. Un partido que puede crecer si el dueño de la franquicia en Colima logra captar que solos no van a lograr nada, pese a que haya desencanto con los de la 4T. Que esa alianza con los ciudadanos sí es excelente idea, pero no bastará para penetrar en el estado, sin perder de vista que su más cercano alcalde puede cambiar de partido. Indudablemente, con las acciones de los festivales y su buena gestión frente al ayuntamiento puede lograr dejar un sustituto, ganar el mismo o asegurar una diputación federal o más de una local, sobre todo: ser los fieles de la balanza.



Verde Ecologista Colima. Muchos lo minimizan. ¿Su futuro? prometedor. Pueden encabezar la candidatura triunfadora en una alianza. Su líder es de los más consentidos por quiénes están en los medios de comunicación. Junto con Leoncio Morán y Felipe Cruz es de los que más conocimiento tienen sobre lo que es la gestión, administración y servicios a la población. Virgilio es de los mejores estrategas políticos. Con un gran carisma para atraer, sumar, multiplicar, más que restar o dividir.



Morena Colima. El gran impulso con el que llegaron se ha ido desboronando, pese a tener el control de programas federales y del Congreso local. El pastel es grande y se pelearon por rebanadas pequeñas. No hay voz de unión, el perdón está lejos de ellos.



El guion hasta la fecha es de estar en contra, unos contra otros, máximo entre las damas, haciendo realidad una frase machista: mujeres juntas, ni difuntas. Es un partido que han violentado y han permitido que sus mujeres militantes y legisladoras sean agredidas.



PT Colima. Un instituto político que de ser palero se ha convertido a la sombra del poder y con su venía en una fuerza poderosa capaz de amedrentar, chantajear y amenazar al gobernante en turno cada vez que no se les da lo que quieren (en ese sentido el Ejecutivo Federal ya les puso un muro).



El dueño de la franquicia Colima cada día gana espacio en sectores vulnerables, crece. Trae detrás de él más de 160 mil sufragios de la última elección, más ha permitido que uno de sus diputados haya violentado los derechos de otras legisladoras, esto tendrá un alto costo político en el 2021.



Fuerza Social de México Colima. Partido satélite de Morena. ¿Indira, Valencia, Mario, Óscar, Jorge Luis? ¿Quién de ellos auspició su nacimiento en Colima? La pelota se la envían unos a otros. Lo cierto, los ciudadanos tienen conocimiento que para la asamblea que realizaron ocuparon dinero, apoyos, así que el cuestionamiento, se reduce a dos, los demás no podrían dinero para eso.



Lo cierto y la historia de las elecciones a nivel nacional y estatal demuestran que un partido que nace en elecciones intermedias está condonado a su muerte, para poder crecer debieron haberlo creado en las presidenciables.



Nueva Alianza o Nuevo Partido Magisterial. El partido de los trabajadores de la educación. El mejor partido para hacer ganar o perder a otros. Lo más valioso su estructura y agremiados para movilizarlos como voceros de la propuesta que desean hacer ganar.



Para despedirme. Ni PAN, ni PRI están muertos. Quizás no puedan ganar por sí solos, pero serán básicos para quienes obtengan el triunfo en el 2021. El primero su estructura y poder, el segundo, su voto duro. Juntos podrían ganar. Nos vemos en otra entrega.