Fernando F. Velasco Villa

Cada lunes desde algún lugar de Jalisco

Paul Velázquez, Elisa Ayón, López Obrador, el día 9, Pemex y su hospital

Además de sistemas electrónicos con los que le “llueven” mensajes, tweets, correos y/o WhatsApps, a los periodistas que critican a López Obrador, o a las personas que acusa de conservadores, fifís, neoliberales, etc.; tiene a supuestos periodistas que “se van con todo” contra quien le hace una pregunta incómoda, o lo critica en “la mañanera”, uno de ellos, el bloguero y activista de Morena, Paúl Velázquez Benítez, haciendo una apología del crimen, afirmó que ojalá le dieran un balazo a la periodista Isabel González, quien cuando se defendió del ataque de Velázquez, le dijo que aunque usa un parche en el ojo, quizás ni tuerto es (ya que han circulado fotos de él con el parche en el otro ojo y sin parche). Pero el presidente -como es de los suyos-, en lugar de actuar en contra de Velázquez, dijo que deberían abrazarse y que no iba a prohibir la entrada a nadie a las mañaneras, lo que es mentira, ya que sus empleados ya han negado la acreditación a verdaderos periodistas que querían ingresar.

Elisa Ayón Hernández, exregidora, que en el 2014 había sido acusada de corrupción por indicar a los trabajadores del panteón que podían hacer cobros indebidos siempre y cuando le dieran su parte, fue castigada por el Congreso del Estado, inhabilitándola por diez años para ejercer cargos públicos; sin embargo, “el Consejo de Administración de Pensiones del Estado de Jalisco” anunció el 28 de febrero que le había concedido una pensión de 108 mil pesos mensuales, que empezarán a pagarle aunque esté deshabilitada; ¿cómo no va a estar en problemas económicos Pensiones del Estado?

Si de por sí, muchas mujeres estaban molestas con Andrés Manuel, por su falta de apoyo al movimiento contra la violencia a las mujeres; por haber hecho que su esposa se retractara de apoyar dicho movimiento; por el aumento en la criminalidad desde que es presidente al querer combatir al crimen organizado con “abrazos no balazos” y porque hay que tratarlos bien; acabó de contrapuntearse con ellas al afirmar que había señalado que el reparto de los boletos de la rifa / no rifa, del avión/ no avión, iniciaría el día 9, porque no tenía presente que ese día sería en el que la mujer no se mueve; fecha demasiado importante para que a él le pasara desapercibida.

La pérdida de Pemex del año pasado de 346 mil 135 millones de pesos -prácticamente el doble de la registrada en el 2018-, es mayor que todo lo que gastó el gobierno en obras de infraestructura: hospitales, carreteras, drenajes, sistemas de agua potable y escuelas; sin embargo, insiste El Peje no sólo en salvar a Pemex, sin llevar a cabo ninguna corrección al exceso de personal, malos procedimientos, ni a su consabida corrupción sindical; pero además, se ha encaprichado en construir la refinería de “Dos Bocas” en Tabasco, contra todas las opiniones negativas de los especialistas.

Presumió que acabaría con la corrupción y ya se demostró que la Heparina Sódica adulterada y contaminada con bacterias, que ha ocasionado la muerte de pacientes en el Hospital Regional de Pemex en Tabasco, comprado a José Roche Pérez, traía envoltorios falsos a nombre de “Laboratorios Pisa”; si realmente quiere castigar a los corruptos, es una gran oportunidad para que empiece a hacerlo.

Hasta la próxima semana.



ferfvel@prodigy.net.mx